martes, julio 25, 2017

Una buena información es tan importante como una buena nutrición

El aval otorgado por la Asociación colombiana de Endocrinólogaía, Diabetes y Metabolismo (ACE) a la información generada por Fenavi en lo que respecta al consumo de pollo, valida la importancia de la información cuando de nutrición y salud se trata.
Esta alianza contribuye a generar contenidos que permitan desmitificar las falsas creencias sobre el consumo del pollo y por el contrario, resaltar los beneficios de este alimento, respecto a las diferentes etapas del desarrollo del ser humano.
Andrés Valencia, Presidente Ejecutivo de Fenavi, señaló que “Nuestro compromiso con la nutrición de los colombianos nos ha llevado a generar alianzas con actores clave, como es el caso de la Asociación colombiana de Endocrinología, Diabetes y Metabolismo, de manera que se desmitifiquen ciertas creencias populares alrededor del consumo de pollo”.
Uno de las falsas creencias del pollo y que continúa siendo razón de debate de muchas personas, es el uso de hormonas en la crianza de estas aves de corral. Sin embargo, el Dr. PhD Nick Dale de la Universidad de Georgia en Estados Unidos, desmiente esta idea y comenta a través de dos razones muy importantes que: primero que todo, la hormona de crecimiento, al igual que la de la insulina entre otras, es una hormona de tipo proteico que, de ser puesta en la comida, sería destruida por los ácidos gástricos al momento de ser ingerida.
Segundo, es que muchos creen que esta hormona podría ser inyectada, pero el doctor  Dale explica que este proceso sería muy complejo desde el punto de vista logístico, pues implicaría inyectar a todos los pollos de un corral, que en el caso de Colombia, ascienden a más de 65 millones en un mes, más de 2 millones de pollos diarios, además de que el costo sería de aproximadamente de 140 dólares por pollo, un precio que excedería por mucho el costo de cada ave, que oscila entre los 5 y los 8 dólares.
Asimismo, Álvaro Willis, profesor especial de la Universidad Nacional, Zootecnista y especialista en nutrición animal, comenta que en Colombia no está autorizado bajo ninguna regulación el uso de hormonas en las aves. En caso de que se utilizaran, a través de vía oral, el animal lo descompondría en el momento de consumirlo. Esto es un mito urbano que se ha venido presentando desde los años 50 y está en el imaginario de la poblaciónón en general. Esta creencia es falsa porque en definitiva el pollo se degrada, no hay necesidad y hacer esta práctica sería dispendiosa respecto a los costos no rentables.
“El crecimiento de los pollos en uno de los aspectos más interesantes respecto al ámbito genético. Para llegar al pollo que consumimos hoy en día, se hace una serie de combinaciones de llíneas genéticas, que vienen desde los abuelos y padres. Básicamente lo que se ha hecho es escoger animales que tengan la capacidad de convertir los nutrientes que reciben más rápidamente y puedan crecer de una manera más eficiente. Todo esto se debe al gran avance respecto a los estudios de genética, acompañado de los importantes desarrollos acerca de la nutrición del pollo”, enfatizó Álvaro Willis.
Beneficios de comer pollo
Existen diferentes razones para incluir el pollo en el consumo diario, es un alimento nutritivo, versátil y fácil de preparar para toda la familia, sus bondades son variadas:

Para la familia
Aporta vitaminas B3, B5, B6 Y B12, que ayudan a la producción de sangre y el funcionamiento del sistema cardiovascular, sus grasas insaturadas ayudan a proteger la salud del corazón. Se digiere fácilmente y ayuda a mantener el peso ideal de todos los integrantes de la familia.

Para los deportistas
Ayuda a formar y reparar los tejidos del cuerpo, es más saludable que otras carnes porque tiene menos grasa y aporta importantes sustancias nutritivas, ayuda al rendimiento muscular, es fuente de vitaminas del complejo B que participan en la transformación de los carbohidratos, como los almidones azúcares en energía.

Para los niños
Es una excelente fuente de proteínas, que favorecen el crecimiento y desarrollo de músculos, huesos y órganos a partir de los ocho meses de edad. Contiene zinc, mineral indispensable para el crecimiento y la salud de la piel. También contiene fósforo, vital para fortalecer huesos y dientes.

No hay comentarios.: